miércoles, 21 de junio de 2017

Coleccionando vinilos - 74 - The very best of DAVE BRUBECK (2014) 2LP


Un poquito de jazz que siempre es un placer ponerlo y subir el volumen. Hoy os recomiendo este gran doble vinilo del pianista Dave Brubeck, que siempre llevará el sobrenombre de "el autor de Take five" su gran éxito.
Pero fuera de este tema, aqui encontramos canciones de medio tiempo pero que siempre tiran hacia lo positivo, la alegria, el baile.... no es un jazz introspectivo, melancólico ni tristón.

No ha sido fácil buscar mucha información de su obra ya que al haber fallecido en 2012, la mayoria de información localizada hablaba de su muerte. Aún así, he creido conveniente rescatar el Obituario que hizo El País en su día ya que me ha gustado bastante.


Pistas


A1
Take Five
5:28
A2
Three To Get Ready
5:28
A3
Perdido (Live)
7:55
A4
Tea For Two
2:45
B1
Blue Rondo A La Turk
6:48
B2
In Your Own Sweet Way
5:02
B3
Camptown Races
2:01
B4
You Go To My Head
7:55
C1
Take The 'A' Train (Live)
5:12
C2
There'll Be Some Changes Made
2:07
C3
The Duke
2:57
C4
Somewhere
4:34
C5
Over The Rainbow (Live)
5:02
D1
Unsquare Dance
2:04
D2
Maria
3:32
D3
Stardust (Live)
6:33
D4
Indiana
2:35
D5
Bossa Nova U.S.A.
2:24

Os dejo con el mencionado obituario de El Pais de diciembre de 2012

Dave Brubeck, pianista que popularizó el jazz

El pianista ha muerto en un hospital de Connecticut, un día antes de cumplir 92 años

Era conocido por 'Take five' y 'Blue Rondo a La Turk', entre otras

Fue uno de los músicos más influyentes de ese género de todos los tiempos


Madrid 5 DIC 2012

La engañosa apariencia de saltarina facilidad que convirtió a Take five en el tema más célebre del cuarteto de Dave Brubeck (y en uno de los más famosos de la historia del jazz) persiguió para siempre a la figura del pianista y compositor californiano, que falleció ayer, precisamente un día antes de cumplir 92 años. Murió víctima de un paro cardíaco mientras iba camino de un hospital de Norwalk, Connecticut, para someterse a un reconocimiento, según informó Russell Gloyd, su productor durante más de tres décadas.
El apabullante éxito de la canción, compuesta en un ritmo de 5/4 por el saxofonista Paul Desmond, su compañero en el liderato del cuarteto hasta su disolución en 1967, condujo a malinterpretar a menudo a Brubeck y a su forma de comprender el jazz. La composición devino en estándar adorado por las masas, reclamado para sintonías televisivas y multitudinarios eventos deportivos, aunque visto con recelo por el sector más purista por su efectismo, cuando lo cierto es que aún hoy, con su mezcla de experimentación y comercialidad, perdura como una de las canciones más fascinantes del género.

Publicado por Columbia en 1959 dentro del disco Time out, convenientemente adornado en su portada con una pintura de aire vanguardista, ingrediente idóneo para completar la sofisticación intelectual capaz de seducir a la América previa a la revolución jipi, fue el primer álbum de jazz en alcanzar el millón de copias vendidas. También marcó la culminación de las aspiraciones del grupo que Brubeck había fundado a principios de los cincuenta junto a Desmond.
Asociada a la corriente del jazz de la costa Oeste, que vino a ofrecer desde California un contrapunto fresco y soleado a las escenas, nocturnas y fuertemente influidas por el blues, de ciudades como Nueva York y Filadelfia, la banda se hizo un nombre gracias a sus giras por las asociaciones estudiantiles de universidades de todo el país, antes de que el jazz perdiese definitivamente en favor del rock and roll su poder de influencia en la juventud.
Algunos de aquellos conciertos, recogidos en álbumes como Jazz at Oberlin oJazz at the College of the Pacific (ambos en el sello de San Francisco Fantasy), relucen hoy como joyas para los aficionados atentos. Si bien quedaron ensombrecidas por su obra posterior, le sirvieron para convertirse en el primer músico de jazz moderno (y uno de los pocos de todos los tiempos y categorías) en ocupar en noviembre de 1954 la portada de la revista Time.
Nacido en Concord (cerca de San Francisco) en 1920 como el hijo de un ganadero y una directora de coro, interrumpió sus estudios para servir durante la II Guerra Mundial. Su acercamiento cerebral y meticuloso a la composición fue tanto herencia de sus años de estudio junto al francés Darius Milhaud como consecuencia de su inagotable afán por conocer nuevas formas rítmicas en sus giras por Japón, Europa o Asia. Como prueba de su gusto por la contaminación estilística se erige otra de sus inmortales canciones Blue Rondo à la Turk, cuya inspiración le llegó paseando por las calles de Turquía, durante uno de los viajes que emprendió la banda financiados por el Departamento de Estado, en los lejanos tiempos de la guerra fría en los que el jazz era visto como arma propagandística.
Los años a caballo entre los cincuenta y sesenta fueron tremendamente prolíficos para Brubeck y los suyos: de Ellington a West Side story, de la puerta de Brandeburgo a Walt Disney, cualquier pretexto parecía en aquel tiempo suficiente para armar un repertorio y grabar un disco en los estudios de Columbia.
El ímpetu optimista del músico se mantuvo intacto, ya sin Desmond (fallecido en 1977) y hasta el final de sus días, tanto en su faceta de compositor jazzístico como de piezas orquestales, divertimentos barrocos o cantatas. Se mantuvo activo sobre los escenarios hasta 2010. Tampoco cesaron las distinciones: Bill Clinton le concedió la Medalla de las Artes, mientras que Barack Obama lo incorporó al centro Kennedy por su aportación a la cultura estadounidense. Cuenta con una estrella en el paseo de la fama de Hollywood y el Grammy a toda una carrera.
Un documental, titulado Dave Brubeck: in his own sweet way, en homenaje a una de sus más célebres composiciones y auspiciado por la producción ejecutiva de Clint Eastwood, celebró sus logros de una vida de dedicación al jazz. Un compromiso que en cierta ocasión definió así en The New York Times: “Una de las razones por las que creo en esta música es que en ella la individualidad del hombre halla su camino a través del ritmo del corazón. Y ese latido retumba por igual en todas partes. Es lo primero que escuchas al nacer y el sonido con el que la vida te despide”.

Llegado el momento de definitivo su adiós, le sobreviven su mujer, Iola (con la que trabajó en decenas de proyectos), así como cuatro hijos músicos y una hija.



rescatamos su biografía vía wikipedia:

Dave Brubeck (Concord, California, 6 de diciembre de 1920 - Norwalk, Connecticut, 5 de diciembre de 2012)1 fue un pianista y compositor estadounidense de jazz. Fue uno de los principales representantes del cool jazz, en su línea principal (West Coast jazz) y uno de los músicos de jazz más populares entre los no aficionados. Lideró en los cincuenta el Dave Brubeck Quartet, que alcanzó un gran éxito.
Brubeck escribió numerosos estándares del jazz, entre los que se incluyen In Your Own Sweet Way y The Duke. El estilo de Brubeck oscilaba entre lo refinado y lo exuberante, reflejando influencias de la música clásica y atreviéndose con la improvisación. En mucha de su música experimentó con el compás, grabando Pick Up Sticks en 6/4, Unsquare Dance en 7/8 y "Blue Rondo à la Turk" en 9/8.
Su habitual compañero musical, el saxo alto Paul Desmond, escribió el tema más famoso del Dave Brubeck Quartet, "Take Five", un clásico del jazz compuesto en 5/4.
Brubeck fue el autor de la música de la miniserie de dibujos animados This Is America, Charlie Brown.

Biografía

Primeros años

Brubeck nació en Concord, California, ciudad ubicada en el área de la Bahía de San Francisco,2 y se crio en Ione. Su padre, Peter Howard "Pete" Brubeck, fue ganadero, mientras que su madre, Elizabeth (née Ivey), quien había estudiado piano en el Reino Unido con Myra Hess y pretendía ser concertista, daba clases para obtener algún dinero extra.3 Su padre tenía ascendencia suiza, sus abuelos por parte de madre eran ingleses y alemanes.4 5 En un principio, Brubeck no pretendía convertirse en músico (sus dos hermanos mayores, Henry y Howard, ya lo eran), pero tomó lecciones de su madre.6
Su intención era trabajar con su padre en el rancho, por lo que entró en el College of the Pacific de Stockton, California (ahora llamado Universidad del Pacífico) para estudiar veterinaria, aunque pronto se cambió a zoología. Allí su profesor Dr. Arnold le dijo: "Brubeck, tu cabeza no está aquí. Está en frente, en el conservatorio. Por favor váyase allí. Deja de perder nuestro tiempo y el tuyo".7 Así hizo, aunque casi se le expulsó por no saber leer partituras. Algunos de sus profesores le apoyaron, diciendo que su habilidad con el contrapunto y las armonías compensaban de sobra esa falta.8
Después de graduarse en 1942, fue reclutado para el servicio militar y sirvió en el extranjero en el Tercer Ejército de Estados Unidos bajo el mando de George Patton. Prescindieron de sus servicios en la Batalla de las Ardenas cuando se apuntó voluntario para tocar el piano en un concierto de la Cruz Roja; tuvo tanto éxito que le ordenaron montar una banda. Por ende, creó una de las primeras bandas de integración racial de la armada de Estados Unidos, The Wolfpack.8 Durante el servicio militar conoció a Paul Desmond, a principios de 1944.9 Después de cuatro años en el ejército, volvió a estudiar, en esta ocasión en el Mills College del área de la Bahía de San Francisco con el profesor Darius Milhaud, quien le animó a estudiar fuga y orquestación, pero no piano clásico.10
Al terminar sus estudios en Milhaud, Brubeck ayudó a formar el sello discográfico Fantasy Records en Berkeley, California y trabajó con un octeto y un trío junto a Cal Tjader y Ron Crotty. La banda era altamente experimental y grabaron muy pocas piezas. A menudo Paul Desmond se les unía en el templete.

Dave Brubeck - Take Five ( Original Video)



Y para terminar, despues de escuchar su canción más popular, un breve texto sobre la misma.

«Take Five» es una composición de jazz creada por Paul Desmond e interpretada por el grupo The Dave Brubeck Quartet en su álbum de 1959 Time Out. Esta pieza fue grabada en los estudios de Columbia en la Calle 30 de la ciudad de Nueva York el 25 de junio y el 18 de agosto de 19591 y se convirtió en uno de los discos más conocidos del grupo, debido a su distintivo y contagioso saxofón y el empleo de un compás inusual de 5/4 —de allí deriva el nombre de la canción—.2 Si bien "Take Five" no fue la primera composición de jazz en utilizar este compás, sí fue una de las primeras piezas en lograr una amplia aceptación comercial en los Estados Unidos al llegar a la posición número cinco en el listado Adult Contemporary Singles de la revista Billboard.
«Take Five» fue regrabada e interpretada en vivo en múltiples ocasiones por el cuarteto durante toda su carrera. Además varias versiones han emergido de la canción, tales como la de la cantante sueca Monica Zetterlund en 1962 y una versión en dub de King Tubby, publicada póstumamente en 2002. Otra versión pertenece a la jazzista y pianista Aziza Mustafa Zadeh. También fue interpretada por la orquesta china Twelve Girls Band.
Otras versiones incluyen letra, como la grabada en 1961 con letra de Dave Brubeck y su esposa Iola, cantada por Carmen McRae, así como una versión en vivo al lado de Al Jarreau en 1997. También ha sido incluida en innumerables películas y bandas sonoras de televisión e incluso sigue recibiendo bastante acogida en la radio.

Previo a su muerte en 1977, Desmond ordenó ceder las regalías de sus composiciones, incluyendo «Take Five», a la Cruz Roja norteamericana, la cual ha recibido sumas de aproximadamente cien mil dólares al año.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Coleccionando vinilos - 107 - NOTHINK - "Hidden State" (2010)

Poquitos poquitos grupos nacionales cantando en inglés han tenido el éxito comercial que merecen, y casi o hablo de Dover y poco más. Y...